lunes, 16 de julio de 2007

ibización

Hoy han hablado en la tele de uno de los sitios en los que me he criado. Y esta vez no han hablado de alijos. La playa de El Palmar se llena cada día de gentes que rodean el chiringuito en el que suena música chill para presenciar la puesta del sol. Acróbatas, malabaristas y buenrollistas de todo el mundo aplaudiendo una puesta de sol.
Hace años El Palmar era la playa a la que ir de vez en cuando. Había que recorrer un camino de tierra poco preparado para el renault 6. Solíamos ir allí porque mi tío era de aquél pueblo y cuando llegaba la tarde ayudábamos a los pescadores a tirar de las redes. Luego se repartía el botín, aunque los niños nos llevábamos media ración. Era la Cádiz de pescadores, de neveras, de familias enteras que hacían ruido y se saludaban y de alguno que miraba a la chica del top less. La playa de los avisos de tu madre porque la marea es muy fuerte y la del chiringuito cutre en el que come la gente del pueblo. No recuerdo haberme parado a ver ni una sola puesta de sol allí. Jugaba con alguien, corría. No me paraba a mirar al sol.
Ahora en el chiringuito suena la versión chill del último éxito, los guiris buscan su sitio y aparecen en la tele aplaudiendo la puesta de sol. Lo mío era Cádiz. Esto es Ibiza.

4 comentarios:

  1. Anónimo16/7/07 0:23

    Yo es que no me gusta mucho la playa y no tengo ni papa..pero si es ésa que está cerquita de Vejer entonces es de las pocas playas que me gustan. El pueblo de Vejer es una maravilla y la playa..con montañitas de pinares alrededor en lugar de montañas de hormigón...es una virguería.
    Es verdad que había un montón de "gente alternativa" fumando, bebiendo y con una furgona aprepará pa la música pastillera pero me gustó. Max.

    ResponderEliminar
  2. PErdemos tantas cosas en esos caminos... de -ación...

    ResponderEliminar
  3. Parece que el Palmar se está convirtiendo en un local más de esas calles no-calle que comentabas.
    Una compañera de trabajo de Madrid y otra de Bilbao han ido el mismo fin de semana después de haber elegido la playa al azar.

    No me cabe duda que es una bonita puesta de Sol desde luego.

    ResponderEliminar
  4. Dejénme subrayar que éste es uno de esos momentos "Peter" que tanto me echa en cara el autor de "ibización"... ejem, ejem... se lo recordaré.

    ResponderEliminar