miércoles, 27 de septiembre de 2006

La Montaña Rusa Vital

La vida es un tobogán del que nos tiramos una y otra vez.
Primero tienes que subir los peldaños y luego, cuando estás en la cima, estás obligado a dejarte caer.
A mí me coge siempre desincronizado. Cuando estoy arriba sigo con la mentalidad y la humildad del que sube, y cuando he caído a lo más bajo se me levanta la nariz en un intento de disfrutar del paisaje.

Todo esto es un resumen para explicar que no soy un buen jefe, pero tenerme de IBM ("y veme...") es como poner a Jordan de inicio en el banquillo.


Ofú. Vaya post feo pa contar lo raro que me sentío al escucharme a mí mismo decir "necesito que me hagas esto urgentemente".
Y todo porque en vez de ir a Huelva como tenía programado tendré que salir pitando a Barcelona a legitimar un papelito y de ahí pitando para BRASIL.
¡Corasao de Melao!

7 comentarios:

  1. Salgo en un rato.
    Al final me quedo en Barcelona por problemas técnicos y allí entrego el papel a un homólogo brasileño.

    ResponderEliminar
  2. Lo peor de todo es que pasaré un día más sin poder entrenar al PRO6 recién adquirido gracias a Ale

    ResponderEliminar
  3. espero que eso no cambie nuestros planes de encontrarnos, porque si no, te odiaría 2 veces:
    -por no vernos
    -por irte a brasil

    ResponderEliminar
  4. Yo también le estoy empezando a coger manía a este tío "corasau"
    ;-P

    ResponderEliminar
  5. Lo cierto es que a última hora mandaron a una de Brasil, así que me he limitado a darle el documento ya legitimado e invitarla a comer.

    ResponderEliminar
  6. elgenio...29/9/06 9:43

    Yo te iba a decir que te trajeras a un negrito de 19 años que marcara 15 goles al año para nuestro centenario equipo, el Real Betis Balompié...Ole, ole, ole, ole Beti ole!!!

    ResponderEliminar
  7. Y yo te iba a decir a tí que cuando te llame al móvil y al trabajo o al trabajo y al móvil consecutiva y reiteradamente, es que se trata de algo urgente, y que si me no lo puedes coger al menos devuelvas la llamada en cuanto puedas, marekita.

    ResponderEliminar